19

REDD KROSS: milagro en “El Sol” madrileño (21-1-2014)

REDD KROSS: “El Sol” Madrid (21-1-2014)
Se habían agotado las entradas y entonces sucedió el milagro. Por San Vicente Mártir que sucedió. En realidad no creo que influyera el mítico clérigo mañico y patrón de Valencia, o quizás sí. Acaso el mayor influjo fuese realmente del mago Savoy pero, sea como fuere, lo que está claro es que la buena noticia se gestó definitivamente durante las vísperas de ese día festivo en el que la capital del Turia honra al mítico santo. 

Era el último bolo de la gira española de los fabulosísimos REDD KROSS y con él repetían experiencia en la capital del, por ahora, actual reino. Fueron tantas las prisas y la emoción que casi no nos dio tiempo para acicalarnos o o engalanarnos debidamente como requería un evento de esta magnitud. Eso sí, cervezas y tapas previas hubieron para dar y vender hasta convertirse en una especie de valiosa sesión terapéutica.

Vamos con el milagro sucedido en la sala madrileña "El Sol" durante la velada del 21 de enero del año 2014. Los Redd Kross, dispuestos a repartir candela y reivindicarse en ese retorno a la primera línea, con su íntegra dosificación a la hora de publicar, una primera línea a la que muy pocos llegan con el arte de estos tipejos tan majos. Y allí estaban, continuando la promoción de su flamante Researching the blues, uno de los 5 mejores discos del 2012 para el que suscribe. 

REDD KROSS: “El Sol” Madrid (21-1-2014)
No hubo sorpresas negativas con los McDonald y, como se preveía, la decepción brilló por su ausencia hasta en el más pequeño detalle. Se repitió de forma bastante similar la experiencia de la última gira (véase la crónica de este espacio titulada Redd Kross, el crecepelo más milagroso del mercado pinchando sobre el enlace), una experiencia místico-espiritual acaecida en diciembre del 2012 por la que el punk, el glam, el power pop más contundente y la beatlemanía más melódica se dieron la mano en un acto de buenrollismo underground que dejaron al respetable con una sonrisa de oreja a oreja. 

Encendieron la mecha con la cadenciosa Switchblade sister que fuera protagonista de un single a reivindicar del 93. 

REDD KROSS: “El Sol” Madrid (21-1-2014)

De su período más lozano y semi-punk recuperaron Cover band así como la nacida para ser inocente Linda blair y las neuróticas Peach kelli pop o Frosted flake. Entre las versiones Blow you a kiss in the wind, el candoroso éxito de Boyce and Hart en 1970, el temazo Deuce de Kiss o el Pretty please me de los Dickies que elevaron la temperatura hasta el punto de que algún miembro del distinguido público tuvo deseos de despojarse de las prendas que cubrían su torso a pesar del frío invernal que esperaba fuera de la sala. 

REDD KROSS: “El Sol” Madrid (21-1-2014)Respecto al arriba mencionado último disco cayeron misiles como Researching the blues o un Ugliercon el bajo Steven poseído por el Belcebú más rocanrolero, así como las contagiosas Stay away from downtown o Choose to play

Pero el clímax absoluto se produjo con sus clásicos, claro. Del glorioso “Third eye” de 1990 la inevitable Annie’s gone impregnó de colores todo el recinto entre poses y movimientos andróginos para excitación del personal. Del fundamental “Phaseshifter” del 93 ahí estuvieron megatemazos de la talla de Jimmy’s fantasy”, “Lady in the front rowoCrazy world con la sala revolucionada al máximo. Del "Show World” del 97, además de la citada Pretty please me o de la fantástica Mess around quiero destacar mi momento más “happy” donde el que suscribe levitó a dos palmos por encima de la multitud, nada menos y nada más que Follow the leader

REDD KROSS: “El Sol” Madrid (21-1-2014)
Sin buscar nuevos horizontes más maduros, con sus canciones frescas e inmediatas que seguirán sonando igual de bien dentro de veinte años y que a buen seguro reconocerán muchos de nuestros nietos como grandes clásicos, allí dejaron su impronta los Redd Kross, modernos como nadie e imbatibles en esto que se llama rock aunque no gocen de la mayor popularidad. No hubo sorpresas y sí un milagro, ese suceso inexplicable y extraordinario, acaso divino, por el que las contundentes y pegadizas melodías de los hermanísimos angelinos se inoculan en el sistema neuronal de los que valoran su legado produciendo un asombroso efecto regenerador. Nos gustan mucho Redd Kross, y eso se ha de hacer notar.



Compartir este artículo en:
Síguenos en: Suscripción Pinterest

19 comentarios :

  1. Brutal velada, y no lo calificaría de milagro (si por poder verlos) pero no por el espectacular concierto, ya que esta pedazo de banda es éxito asegurado cada vez que salen al escenario, es increíble comprobar como estos músicos salen al escenario como si fuesen críos de 18 años y se lo siguen pasando bien, eso lo transmiten al público y llega el éxtasis, es imposible permanecer impasible ante algo de tal calibre.

    Brazzzzos y Redd Kross forever.

    ResponderEliminar
  2. Me alegro muchísimo por Mi Comandante y por el Soldado Savoy. Ten la seguridad que siempre hay un Ángel de la guarda para que se cumplan estos maravillosos milagros, no me refiero a lo religioso, sino a los Angelitos hermanos McDonald.
    Veo que hubo hemorragias musicales de placer y orgasmos múltiples.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Obviamente no creo en los milagros, que yo me quedé en Sevilla comiéndome los mocos, Johnny. Y van ya... no sé cuántas veces. Qué envidia, coño.

    ResponderEliminar
  4. Pues me toca unirme a la envidia... por aquí no vienen ni las águilas. Me alegro de que lo pasarais bien, gamberros.
    Gran crónica, master. Un abrazo!

    ResponderEliminar
  5. No tengo nada de ellos y de los pocos temas que conozco enseguida se percibe que es una banda de directo. Como para no disfrutar.
    Abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Me alegro tete, es una banda, como también demostraron en Bilbao para los restos, una conjunción del mucho bueno del rock and roll.Por ellos se pueden hacer viajes que compensa.Un abrazo y qué bonito lo dices todo y qué gran persona eres tío, si no te lo he dicho antes te lo digo ahora y lo repiro las veces que quieras. Un amigo.Abrazo y gora Redd Kross!

    ResponderEliminar
  7. Hay quienes garantizan buenas veladas y es que no defraudan, saludos

    ResponderEliminar
  8. Perfectamente reflejada la crónica, apreciado Johnny, casi como estar allí.
    He tenido ocasión de presenciar como se lo curran en directo un par de veces y doy fe de que, como bien comentas, nunca defcepcionan.

    Un abrazote.

    ResponderEliminar
  9. Una pena que no hubiera tenido entrada para esta fecha, aunque (por fin) pude conocer en persona y darle un abrazo de hombre a un Ministro de Fomento y Sanidad. Aprovecho para desde aquí, realizar la petición de que las campanadas 2014 sean copresentadas no por algún sieso actor de teleserie de moda, sino por los responsables del espacio Woodyjaggeriano, Ragged Glory y My Kingdom For a Melody (éste último con un aumento de pecho considerable para lucir escote hasta el ombligo). España se lo merece.

    Hablando de milagros, creo que si los peregrinajes a Lourdes u otros centros del prodigio son abundantes lo menos que se merecen los Redd Kross es que la gente escuche sus discos y acudan a sus conciertos. Mucha gente ha resucitado y ha salido de depresiones gracias a ellos, y esto SÍ es un hecho científicamente probado.

    Un brazzo a todos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querido psicoterapetua, eas propuesta no la hicieron ni Martes y Trece, de hecho me has recordado uno de mis chistes favoritos...
      "Manolo, ¿te parece que voy muy escotada?
      -Tienes pelos en el pecho?
      -No
      -Pues entonces vas muy escotada...
      Asumo el lado femenino de la apuesta, aunque ya sabéis que cualquier jaca que se precie caerá en mis garras la primera.
      Lo de Redd Kross es algo increíble, en 6 días he disfrutado de dos de los momentos más felices de mi vida, los adoro.

      Brazzzos.

      Eliminar
  10. Qué placer volver a estar juntos, Johnny. Has conseguido que escuche a los Dickies a toda pastilla, llevaba años sin hacerlo. En fin, que no me das envidia porque no sé qué es eso, pero me alegro de haberos ayudado a llegar secos al concierto, je je je. En fin, que fenomenal la crónica y la propuesta de 61 y 49.

    Abrazos.

    ResponderEliminar
  11. qué bueno, da gusto veros disfrutar :)

    ResponderEliminar
  12. Sin duda el milagro del rock and roll, enhorabuena y que sigamos disfrutando de la música en directo.

    ResponderEliminar
  13. @ Savoy: así es y así fue, brother. Bestial. Forever!!!

    @ Bronco: mi teniente, mucho placer. Le eché de menos en un acto de esta envergadura.

    @ Lu: no te miento si te digo que me acordé de ti. Tienes que verlos pronto, creo que alucinarás.

    @ Evánder: fue divertidísimo todo en un viaje relámpago y milagroso.

    @ Sergio: en directo y en estudio. Sus últimos 4 álbumes, repartidos entre el 90, 93, 97 y 2012 son de un nivel estratosférico a mi gusto.

    @ Joserra: me emocionaste ayer al leer tu comentario y me vuelves a emocionar ahora. Toda muestra de afecto es recíproca. Gora Redd Kross!

    @ Silvo: así es, he visto 4 veces a los Redd Kross y he disfrutado a lo bestia.

    @ Ficus: ya te digo, nunca decepcionan y además recargan las pilas como pocos.

    @ 61y49: esa propuesta suya habrá que tenerla en cuenta pero a cambio solamente pido más terapias de las suyas. España lo merece. Fíjese en su final anterior al brazzzzo con esa certeza, la de científicamente probado. Redd Kross puede hacer que más de uno camine por las aguas.

    @ Gonzalo: tengo grabada a fuego lento en la retina la imagen tuya con el libro y el paraguas. Habrá que valorar esa propuesta de nuestro psicoterapeuta de los numeritos.

    @ Raúl: estuvo fantástico todo.

    @ AntonioR: un milagro eso del rock and roll en directo, bien lo sabes.

    Se agradece la deferencia en dejar comentarios. Abrazos a tutiplén.

    ResponderEliminar
  14. Joder pues yo si tengo envidia, si la conozco por desgracia, pasaron por Bilbo y yo currando...
    Me alegro un montón de que disfrutáseis cabrones...
    Nos vemos antes de las uvas televisivas eh...
    Abrazo.

    ResponderEliminar
  15. Hay ganas de compartir algún evento, misuperfriend Addison, y a ser posible antes de las uvas. Abrazo.

    ResponderEliminar
  16. Cojonuda la crónica Johnny, cómo siempre. Me place y me complace haberte conociddo por fin hombre, ya era hora. Un set-list para mi gusto perfecto, creo que en vez de hora y cuarto q ha sido lo habitual incluso alargaron 15 minutillos más el show, actitud, energía, pasión... todo eso es lo que vi en la Sala El Sol. Y creo que que lo de milagro deja de serlo una vez que es algo tan habitual que tienen malacostumbrada a la peña? ¿Qué pasará el día que den un mal concierto? Aparecerán los siete jinetes del apocalipsis y se acabará el mundo tal y cómo lo conocemos? Dejo ahí la pregunta para Friker Jiménez...

    Un abrazo tocayo

    ResponderEliminar
  17. Peazo crónica!!! Yo más que un milagro diría ¡una bendición! Alabados sean REDD KROSS

    Amunt!

    ResponderEliminar
  18. @ Lorbada: qué bien lo pasamos, tocayo. Lástima que no estuviésemos más rato juntos. El día que den un concierto malo aparecerá alguien que no vio cientos de gloriosos conciertos de los Redd Kross y los criticará despiadadamente, pero a nosotros no nos quitan lo bailao. Abrazo.

    @ Karlam: benditos Redd Kross. Amunt sempre.

    ResponderEliminar

▼ Reseñas novedades discográficas 2019 ▼

▼ SUSCRIPCIÓN

TWITTER