79

El día del vino y de las rosas - 30 años después con The Dream Syndicate (palabras mayores)


Se acabó otro verano más de la vida y nos topamos de repente, casi sin darnos cuenta, con otro otoño. Y antes de prepararnos contra el frío invernal que se avecina (algunos se preparan también para emigrar de un lugar donde cada vez resulta más difícil sobrevivir), los suficientes dimos la bienvenida a la nueva estación entre vino y rosas.

De esos suficientes, unos cuantos (o bastantes, ello es relativo) esperábamos con emoción e ilusión desde hace varios meses la anunciada gira de THE DREAM SYNDICATE (más de lo habitual en este caso al tratarse del 30 aniversario de su primera obra maestra "The days of wine and roses"), legendaria banda de rock y uno de los grandes abanderados de lo que se denominó Nuevo Rock Americano y Paisley Underground en la década de los ochenta, por distintos puntos de la geografía española durante el mes de Septiembre del 2012 (día 21 en Barcelona -Bam festival-, día 22 en Valencia -Sala Wah Wah-, día 25 en Madrid -Sala El Sol, día 27 en Palma de Mallorca -Teatre de Lloseta, y día 29 en Bilbao -Walk on festival-).

Entre los ilustres miembros de la comitiva que me acompañó en el "Reino de Rita" no observé que ninguno luciera ninguna rosa en la solapa pero copiosamente en la cena previa se bebió, se comió (aunque no se degustaron postres quizás por la ausencia de Frank el Infractor), se fumó y se departió (e incluso algo se colegueó con los vecinos de mesa -Mr.Wynn y compañía-), tal y como en este caso mandaban los cánones para dar la bienvenida a la temporada otoñal y complementar el evento que se avecinaba.

Steve Wynn y su banda (no era exactamente la de sus primeros tiempos) no tocaron con riguroso orden los temas de "The days of the wine and roses". Si no me falla la memoria, la única que faltó de su glorioso primer álbum fue la furiosa y apasionada "Definitely clean".

Como no podía (o mejor dicho no debía) ser de otra forma empezaron a repartir estopa inicialmente con la abrasiva y mordaz "Tell me when it's over", lo que provocó un inmediato incremento de la temperatura corporal entre los asistentes situándose en ese momento más o menos sobre los 38ºC.

Intercalarían piezas del maravilloso “show medicinal” tales como “Daddy’s girl”, “The medicine show” o el tema que sirvió de remate final del concierto. Allí quedarían también en la retina de los asistentes temas que iban más allá del color “gris” como “Now i ride alone”, “Forest for the trees” o “Boston” (cómo sonó “Boston”, qué barbaridad más bárbara), y vestigios de historias fantasmagóricas culpables de tantos buenos recuerdos como “My old haunts”, “See that my grave is kept clean”, “Loving the sinner, hating the sin” o "The side i'll never show”.

Pero fue con "Then she remembers” cuando se produjo una importante estimulación del sistema nervioso central, estimulación que fue in crescendo y que asimismo repercutió en el sistema cardiovascular en el instante en que el tranquilo comienzo de "That's what you always say" cedió protagonismo a una bellísima suciedad decibélica donde alcanzarían el cenit absoluto. Inevitable en esos momentos para el que suscribe que se sucedieran un buen número de imágenes, desde ese ignorante catedrático especializado sin semblante manifiesto que manipuló la historia y creó el absurdo tópico de que en la década de los ochenta no hubo buen rock de guitarras, hasta incluir algunas con rostro propio de gente que no estaba presente y que desfilaron por la imaginación recordando aquellos viejos tiempos en que compartimos y descubrimos los días de vino y de rosas.

Y llegó uno de los momentos más ansiados de la velada. El velvetismo se apoderó de la sala con los primeros acordes de "Halloween" (indudablemente una de las ocultas mejores canciones de la historia del rock) y en una especie de saludable erección se cumplió la profecía cuando una de sus frases retumbó en toda la ciudad del río Turia: "no creas las cosas que ves en la televisión". Treinta años después la misma situación pero con menos pelo y más canas, defendiendo posiciones alternativas ante los dinosaurios del rock, ante los productos populares comerciales de temporada y ante la manipulación de los medios. Música de culto (o quizás no).

Entre distorsión, alaridos, blues y velvetismo primoroso y exquisito circularon "When you smile", "Until lately" (observé los caretos del personal de mi alrededor como sonreían orgullosos de ese "papapa papapapa papapapa..."), "Too little, too late" (creo que el espíritu de Christa 'Nico' Päffgen sobrevoló en el local hasta introducirse en las cuerdas vocales de Mr.Wynn) y "The days of wine and roses". La temperatura corporal se elevó muy por encima de los 40ºC llegando al culmen de la excitación. La consigna era clara y concisa: "todo el mundo dice que no importan, pero estoy tratando de recordar los días de vino y rosas".

Entonces se vio todo con nitidez, todo cuajó a la perfección, todo tuvo más sentido de lo que a simple vista se pudiera percibir, con esa urgencia y crudeza que caracterizó el primer álbum de los Dream Syndicate. Allí, encima de aquel escenario, tuvo cabida el influjo de la Velvet Underground y secuelas como los Television de Tom Verlaine o los Modern Lovers de Jonathan Richman, la actitud del punk, la psicodelia sixtie, los misiles eléctricos de los Crazy Horses, las atmósferas tormentosas de Joy Division, las raíces del folk entre Dylan, Byrds y la Creedence, pero con telón de fondo también entre fantasmas y adicciones la sublime interpretación de Jack Lemmon en la obra maestra de Blake Edwards, o la espléndida Lee Ramick recitando un poema de un escritor de finales del S.XIX llamado Ernest Downson, y cómo no, esa inmortal secuencia de bellísimas imágenes que recoge cuando la rosa cae al agua y se hunde poco a poco.

Como regalo de cierre la gran perlita del show medicinal, la que a mi gusto es mi canción preferida de este combo, ese "John Coltrane stereo blues". Y aquello fue como si llegara la apocalipsis, o acaso fue como si recibiéramos el más fuerte y afectivo de los abrazos. Un tornado de decibelios en una orgía guitarrera que parecía no tener fin, una bacanal para los sentidos. Mientras los asistentes saltaban y saltaban cual si fueran perras en celo allí se desafió la capacidad de las cuerdas vocales al grito de "Gonna be all right!!!"

El espectáculo finalizó. Alguien dijo que había sido el concierto del año, alguien dijo que ya no hay grupos como aquellos y alguien se acordó de un disco titulado “Live at Rajis” y comentó que era uno de los mejores directos de la historia del rock. Y algunos asentimos con la cabeza. A la salida puede que muchos elegidos y privilegiados no se percataran de que unos versos habían quedado grabados a fuego lento en la memoria colectiva:


"Recoged las rosas mientras podáis, 
 largos no son los días de vino y rosas. 
 De un nebuloso sueño surge nuestro sendero, 
 que se pierde en otro sendero."



Compartir este artículo en:
Síguenos en: Suscripción Pinterest

79 comentarios :

  1. bueno, con el calor que hace, no veo yo el otoño jajaj, al grano, que suerte amigo, y envidia digamoslo, que hayas disfrutado de un capitulo imprescindible del rock americano como son estos tios y una leyenda como Wynn, ademas rodeado de buenos amigos, que es como mejor se recuerda este tipo de cosas. Vivimos unos tiempos en que las grandes bandas, supongo que aprovechando revivals y que necesidad aprieta, vuelven a juntarse y eso, digan lo que digan, siempre es un placer, ver grandes canciones tocadas por sus creadores (aunque no esten todos). Corrò al spotify a escuchar a estos tios que hace mucho que no me deleito. Un abrazo y perdonè usted la falta de asistencia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo pasamos muy bien, my friend Nortwinds. Está disculpada tu ausencia, ya me habría encantado verte a mi lado. Abrazo.

      Eliminar
  2. Muy buena este muestra de "The Dream Velvet Television Sindycate" en su salsa. Una crónica muy interesante del concierto. Un placer volver a leerte, Johnny.
    Saludossssssssssssss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El placer de leerte es mío, Bab. Me alegra que te haya gustado. Abrazossssss.

      Eliminar
  3. Gran noche , si señor!! Ya te puedes imaginar. Yo que cada vez que saco las orejas de mi cueva es para encontrarme con viejos y buenos amigos de andamzas , rememorando nuestras visicitudes por la espléndida Plaça Reial: Un sitio , que además de ser símbolo del inconformismo y donde se dan cita los antros de más solera de la Barcelona Underground , DREAM SYNDICATE despellejando su simbólico disco , y nosotros recordando los viejos tiempos en Sidecar , Garatje , Magic y Karma.
    Las cervezas pre-concierto en el Glaciar (mítico también).
    Salieron frases memorables aquella noche , reflexiones diría yo. Mientras en el Forum , la mayoría de personal viendo a Vetusta Morla and Co. , cosas generacionales ya sabes , contrastes.

    UN ABRAZO!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Contrastes y contrastes, ya sabes, my brother Bboyz1970, pero yo continúo mirando las caras del personal cuando vienen clásicos y casi ninguno baja de treinta. Antes no era así (o quizás si). Qué grandes Dream Syndicate. Un abrazo.

      Eliminar
  4. Épico, inolvidable, catártico... son muchos los adjetivos que vienen a la mente. Todo esto y más es lo que uno siente tras asistir al EVENTO de anoche. Había cuentas pendientes con el legado musical de Steve Wynn al frente de su Sindicato, muchos años con sus canciones girando en la recámara, aunque sin posibilidad de disfrutalas (y gozarlas) en vivo. Por suerte, con la coartada del 30º aniversario todo quedó saldado y con creces. Así da gusto dar la bienvenida al otoño, con un gran bolo (el mejor del año, ¿por qué no?) y con el regreso (por todo lo alto) de la actividad WoodyJaggeriana después del parón estival... un lujo, amigo.

    ¡¡Abrazos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Amén, Perrín, amén y requeteamén. Merci, mon ami. Abrazo.

      Eliminar
  5. Qué alegría tu vuelta por todo los alto Johnny. Hay algo en este grupo que me está gustando muhco y es ese toque a lo Velvet Underground, pero quizás con las guitarras más afinadas, la verdad es que están siendo un descubrimiento para mi y el martes espero degustarlos con Don Gonzalo.

    Braazzzzos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que vas a flipar, brother Savoy, ya me contarás como lo pasáis. Los Dream Syndicate deberían figurar en un lugar privilegiado de tu discografía. Brazzzzzzos.

      Eliminar
    2. Johnny te aseguro que lo están después de verlos en vivo y flipar. Brazzzos.

      Eliminar
  6. Uí del "Reino de Rita" este fin de semana y no tenía noticias... Temo que me he perdido algo GRANDE (lo dejo en mayúsculas, no puedo aumentar el tamaño de letra para lograr palabras mayores).
    Me satisface que lo disfrutarais.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que sí, Sergio, fue algo muy grande y en "el reino de Rita", jejeje.

      Eliminar
  7. No sé qué decir que no dijéramos ya anoche después del conciertazoooooooo, bueno si, valla piba la de los vaqueros ceñidos y escote hasta el ombligo, vuagh.jajajaj.

    Geniales, espectaculares, dignos de toda admiración, dioses del Olimpo musical, hemorragias de placer, orgasmos musicales. Gran concierto, gran compañía(como siempre) y grandes el Sindicato del sueño.
    Un abrazo, se os quiere.
    Drogadiscos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hemorragias de placer, ahí queda, mi teniente Farelli. Drogadisco, que eres un drogadisco. Abrazo.

      Eliminar
  8. Regreso magistral y por todo lo alto. El martes iremos Savoy y yo a recibir toda la energía de Mr. Wynn.

    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que lo vais a flipar, grandmaster Gonzalo. Ya me contarás. Abrazo fuerte recíproco.

      Eliminar
  9. Me alegra su vuelta, gran crónica y me apunto esos versos aunque bueno, no sé bien, ando medio encadenado. Abrazo tocayo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra mucho que te haya gustado todo, apreciado tocayo Ned. Abrazo.

      Eliminar
  10. Gran alegría tu vuelta Johnny, la crónica, ademas de cojonuda como siempre me viene genial, porque el día 29 les veo aquí en Bilbao y es mi primera vez con esta banda a la que apenas he seguido, y voy a aprovechar para echar una oída a este discarro, lo que suena mientras escribo esto me esta gustando la hostia, como dicen por ahí arriba tipo Velvet...
    Un gustazo volver a leerte amigo.
    Abrazos...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ponte a darle caña antes del concierto de Bilbao aunque sea como sea apuesto que los disfrutarás. Gracias por estar ahí, amigo Addison. Abrazo.

      Eliminar
  11. De vuelta y por la puerta grande, Comandante. Dudo mucho de que haya nadie que exprima tanto la experiencia de asistir a un concierto. Trasladas a cualquiera que lo lea al mismo corazón del evento. Una pasada.

    Bienvenido de vuelta, master. Estamos en contacto.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hey my masterfriend Evánder, me congratulan mucho tus palabras. En cierto modo se trata de eso, de trasladar la pasión por la música, ya lo sabes. Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  12. Pedazo regreso el tuyo con esta auténtica locura de incaducable e imprescindible álbum. El hijo perdido de Chilton y Verlaine bajo la atenta mirada del abuelo Lou haciendo calceta y meciéndose frente a la chimenea. La proto-pixie "That's what you always say" es mi momento definitivo de un disco al que, por otro lado, no le sobra ni el polvo de la portada. Abrazo guzzero Johnny !

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gran MasterGuzz, qué gran aportación la tuya (como siempre, todo sea dicho). Hijo perdido de Chilton y Verlaine, y nieto de Lou. Para colmo una verdad como un templo con ese calificativo de proto-pixie a "That's what you always". Es evidente que en este caso no sobran motas. Un abrazo.

      Eliminar
  13. Bienvenido al nuevo curso. El otoño e invierno son estaciones que no me molan nada. Soy un hombre del ¡sol! Je,je.
    Empieces bien con todo un bolazdo de The Dream Syndicate1 Así da gusto.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad, amigo Rockland, es que con un bolazo de este tipo empieza bien el otoño aunque las cosas no están para tirar cohetes. Saludos.

      Eliminar
  14. Madre mía,tres décadas han pasado ya desde la edición del vino y rosas, como vuela el tiempo.
    Aun tengo algún vago recuerdo de la primera vez que los vi siendo un pipiolo, sentado frente al televisor, en La Edad de Oro.

    Totalmente de acuerdo en lo que comentas de que algunos afirman demasiado gratuitamente que hubo falta de buenos discos guitarreros en los 80's. De hecho tuve una tertulia sobre ello hace poco con un viejo y gran amigo, y precisamente para desmentirlo he decidido colgar unos cuantos de esos grandes discos en las próximas entregas blogueras.

    Rebienvenido again johnny, y perfecta la crónica conciertera.

    Un abrazote.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya te digo Ficus, el tiempo pasa volando. Yo también era un pipiolín total con la Edad de Oro aunque realmente los descubrí con el tercer y cuarto disco, pero cuando cayeron poco después los dos primeros ahí comprendí que esta banda era de primera división. Tertulias como las tuyas he mantenido por doquier. Andaré atento y pasaré en breve a ver esas cositas que seguro serán de mi interés. Recíproco abrazote.

      Eliminar
  15. Se nota que has aprovechado bien este parate . Tu vuelta nos deleita con esta fantastica cronica de una banda que conmemora un disco escencial en su carrera .Brindo por eso Wood
    Un abrazo desde este lado del charco

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra que te haya gustado, my friend Luther. Un abrazo fuerte hasta la otra orilla.

      Eliminar
  16. Esta crónica aparte de llevar a lo más alto el estandarte del passion is no ordinary word, es una maravilla porque describe a la perfección lo que significa este grupo antológico. El viernes me toca a mi , aquí en el botxo y encima cuando suenen los últimos feedback queda todo un set de mis lobos enamorados, es decir los Jayhawks. Una forma de resumir la historía del r n r porst Hway 61 Revisited-Banana Album.
    Aquellos que nos fuimos a verles a la sala The End de Vitoria en 1986, aquellos que guardamos el vhs de su actuación en La Edad de Oro, aquellos que escuchamos Days of Wine and Roses en grupos actuales como los See See y consideramos que ese disco es una de las más grandes P.O.M. que existen estamos de enhorabuena.
    Johnny welcome to the ball & chain y repito crónica del mes.Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Joserra, me enorgullece mucho lo que dices porque si hay alguien que sabe transmitir la pasión por la música ese eres tú. Aquella actuación de la Edad de Oro fue total. Nunca los ví en directo y la deuda ya está saldada. A los See See los descubrí por tí, les tengo que dar más caña, me apetece. Gracias, un abrazo y disfrútalos mucho el próximo sabado.

      Eliminar
  17. 30 años de aniversario, 20 años que no venían por España, 38º tras cenar casi a su lado...e incluso contestar en castellano a las típicas preguntas en ingles olvidado. Unas notas, un ritmo, una armonía...rock y psicodelia, psicodelia y rock...que me llevaron a ver más allá de un sueño, a escuchar la voz del cantante de los jacobites...Concierto de vértigo. Top ten de los nominados del 2012. Bienvenida tu vuelta!!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo pasamos cojonudamente, querida Vinti, eh? Y te manejaste como tú sabes con Steve. Continúo sin ver semejanzas entre Wynn y Sudden pero bueno, está claro que coincidimos en que fue de vértigo. Besos.

      Eliminar
  18. Bona manera de tornar a posar en marxa el blog, amic Johnny. M'alegre de que anara tan be el concert. Ja vec que ha segut un deixos concerts que mai s'obliden.

    Abraçada!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un d'eixos concerts que no s'oblidaran mai, estimat Juanvi. I ho vam passar de luxe. Si haguéreu pogut vindre hauria estat total. Abraçada.

      Eliminar
  19. Esta música es como hipnótica,seguro que entrasteis en trance y como seguidores de una secta bailasteis hasta que el cuerpo aguanto, o mas.
    Otra vez has abierto las puertas de este pequeño rincón de la galaxia,ahora toca compartir buena música.
    Molts besets i benvingut

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo entro en trance a menudo, Noelia, ya me conoces, jejeje, pero esta vez el trance fue colectivo. Besets.

      Eliminar
  20. qué punteo guitarrístico más canalla... great! me alegra que disfrutaras de este magno evento, y me alegra que inaugures nueva temporada bloguera :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y me alegra tenerte por aquí, masterSones Raúl. Abrazo.

      Eliminar
  21. Sin duda uno de los mejores conciertos que he visto en las dos ultimas décadas y la compañía todavía mejor. Que pocos grupos consiguen ese sonido tan explosivo y tan lleno, lleno. Estos señores tienen el cielo ganado. Por cierto el chavalín a la guitarra me dejo flipao
    Feliz vuelta!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya te vi Duke del Spam, ya te vi como flipaste. Si tu lo dices que sea feliz.

      Eliminar
  22. Oooooohhhhhhhhhhhhhhhhhhhh da gusto volver, que comience un nuevo curso y teneros de compis...
    Pedazo crónica, que agradezco doblemente...
    uno: por traeros
    dos: por llevarme (parece que hubiera estado con vosotros!!)

    Achuchones inmensosss... con febrícula jejeje

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre estás con nosotros India, aunque sea con febrícula. Chuches sanadoras.

      Eliminar
  23. Yo también quiero... El sur también existe, joder... Me alegro de que lo disfrutéis unos cuantos, de todas formas.
    Besos, Johnny, has vuelto por todo lo alto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es verdad, querida Lu, el sur existe, y más debería existir para algo como esto. Besos.

      Eliminar
  24. Hey Johnny...pensé que estarías más tiempo en "desconección",me alegro de tu vuelta.Mil besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Flordeloto, además de que llegó el otoño y los niños ya van al cole, la ocasión merecía la pena por el concierto. Otros mil.

      Eliminar
  25. Ja era hora!! Que te'n vas a per tabaco i ....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Fa anys que no fumo tabac, JVC, i ho saps, excepte en ocasions en què alguna copilla i el fum voltant em inciten.

      Eliminar
  26. Muy buen post de regreso, sigues desgranando los conciertos como nadie y después de samejante show dan ganas de haber estado ahí

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Boris, apuesto a que todo aquel amante de la música popular habría disfrutado de lo lindo.

      Eliminar
  27. Espectacular regreso, Johnny...y qué envidia!

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Fue espectacular, de verdad Agente Cooper. Gracias.

      Eliminar
  28. Parece que tus avisos premonitorios e insistentes estaban cargados de razón y me he perdido "EL CONCIERTO", así en mayúsculas. Ya me hubiera gustado asistir y haber compartido con vosotros esta experiencia. Además, sentados al lado de Mr. Wynn podría haber desplegado todos mis conocimientos del idioma de Benny Hill, jeje.

    Oye, que si quieres el concierto de La Edad de Oro en DVD ya sabes.

    Me alegra leerte de nuevo. Ya veremos que sorpresas nos tienes guardadas para el futuro.

    Un saludo,
    beblack.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que, apreciado Reverendo Beblack, intuía lo que se avecinaba. Me habría gustado mucho que vinieras, y estoy seguro que habrías flipado. Deseo que te agraden las sorpresas del futuro. Abrazo.

      Eliminar
  29. como el disco DIA DE VINO Y ROSAS: COMO EL VINO CUANTO MAS VIEJOS MAS BUENOS COMO LA ROSA FRESCOS DESPUES DE TANTO TIEMPO. hacia tiempo ke no oia unas guitarras tan acopladas unas a otras,con es sonido a lo VELVET. ----jacobites nonono nonono. POR CIERTO SALU2 Y EN MAYUSCULA

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ese Pirata de las mayúsculas. Frescos como las rosas y buenos como el vino viejo. Confirmo el mensaje a la Presi. Salu2.

      Eliminar
  30. Muy bueno Johnny me han dado ganas de saltar de la silla. Esto es un regreso por la puerta grande je je. Saludos mestrefriend

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que fue para saltar. Gracias, mestrefriend.

      Eliminar
  31. No sé si me alegra más el descubrimiento que me hiciste o que gracias a él hayas vuelto a la blogosfera (probablemente lo segundo), sea como sea, welcome back, algo de bueno tendrá el otoño, digo yo.

    Qué decir que no haya dicho ya. Antes de nada, volveeeeeeeeer a darte las gracias (a ti y a bboyz, sin duda) por la recomendación, extendida también de parte de JMHulme y Vanessa, que completamente a ciegas me acompañaron y creo que están más alucinados que yo. Fue el concierto de estas fiestas de Barcelona, y eso que el listón está alto. Yo fui casi a ciegas, habiendo escuchado algún tema pero nada más, y me encontré con unos monstruos de estilo guitarrero totalmente atemporal que pusieron patas arriba pça reial (que es muy difícil, te lo aseguro) durante una hora y media. Nos hicieron bailar como posesos, sonreír y vibrar a todos los que estábamos allí, de todas edades y condiciones (cómo molan los públicos tan diversos). Cuánto estilo y cuánto saber hacer. A lo mejor digo una barbaridad muy grande, pero a pesar de ser americanos, en algún momento tuve alguna mini revelación estilo brit que me atrapó (probablemente una ida de olla muy grande por mi parte).

    Y sabes?? "Halloween" también es mi absoluta favorita. Tiene un toque que digo yo "de guitarra arrastrada" que me encanta.

    Molts besets!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tú nunca dices ninguna barbaridad musical, mi querida Atticus. Me alegra mucho que disfrutarais tanto y que en una ocasión como esta siguieras mi consejo. El lujo definitivo habría sido poderlo ver todos juntos. "Halloween" es divina pero "John Coltrane stereo blues" es celestial. Besets.

      Eliminar
  32. Asumo mi error de ausencia tras leer esto. Elegí mal el sendero. Cronicón.

    Mister G

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mister G, a lo hecho pecho. Pronto te avisaré para otro sendero.

      Eliminar
  33. Escribe en mayúsculas o como te de la gana, Capitán Garfio, pero escribe...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya te digo, Beblack, eso le he dicho esta mañana al Capitán Garfio, jejeje.

      Eliminar
  34. ¡Qué buena crónica! Somos muchos los que estamos de días de vino y rosas con el sindicato en estos momentos.

    Me alegra leerte.

    Un abrazo grnade.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que es un gustazo este sindicato, amigo Freaky. Gracias. Abrazo.

      Eliminar
  35. Veo que Atticus se me ha adelantado. Pero yo también quiero darte las gracias porque gracias a la recomendación que le hiciste pudimos disfrutar de un señor concierto. Y descubrir una banda tremenda. ¡Muy agradecido! :D
    Cómo sonó Boston también en Barcelona, madre mía...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hey JMHulme, ahora te ubico, no asociaba. Me alegra muchísimo todo lo que disfrutasteis. "Boston" sonó alucinante, para mí fue de las mejores. Un abrazo.

      Eliminar
  36. YO SOY EL PIRATA CON PATA DE ... CON PARCHE EN EL OJO CON MUY DURA, UN VIEJO TRUAN CAPITAN DE UN BARCO CON BANDERA "DE PAR DE TIBIAS Y UNA CALABERA " SALU2 SANTISIMO REBERENDO

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sisco, necesitamos al Santísimo Reverendo en próximas citas, no tengo dudas.

      Eliminar
  37. En los ochenta hubo de todo, incluso gran rock con grandes guitarras. Dream syndicate (qué bien suena El sindicato del sueño) es uno de esos grupos. En su momento, influido por mis hermanos mayores, lo oí un montón, era esa época en la que Lou Reed era mi mayor ídolo (enorme Coney island baby)

    Un saludo. Gran entrada.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Javier. Claro que sí, dices bien, hubo un montón de buen rock con grandes guitarras en aquellos 80, algunos muy camuflados. "Coney island baby" de Tito Lou, buffff. Saludos y gracias por comentar.

      Eliminar
  38. ¡Oooooostras, Johnny! Genial ambiente expresivo que has creado para tu cronica sobre los Dream...
    Se nota que lo disfrutaste (PURA Y DURA ENVIDIA)y, desde luego, has sabido transmitirlo. GENIAL.
    Abrazo gigante.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra que te haya gustado, querido Paco, lo pasamos divinamente. Un abrazo.

      Eliminar

▼ SUSCRIPCIÓN

TWITTER